Noticias sobre América Latina que no aparecen en los mayores medios de información españoles

La selectividad de las noticias sobre América Latina, así como el sesgo conservador de gran mayoría de los medios de información y persuasión españoles, determina que la población española desconozca las siguientes noticias

El general del Ejército Estadounidense Douglas M. Fraser, máximo responsable en EEUU de la lucha “antiterrorista” en América Latina, ha indicado –según la agencia de noticias AFP (03.11.10)- que no hay evidencia de que el gobierno venezolano esté proveyendo ayuda a ETA o a FARC. El general Fraser indicó que “no hemos visto ninguna evidencia de que haya una conexión entre el gobierno venezolano y grupos terroristas… nosotros estamos analizando todas las actividades en la región, y no existe ninguna evidencia de conexión”. El general Fraser añadió que “somos conscientes de los rumores existentes sobre tal supuesta conexión, pero la evidencia no avala estos rumores”. El general Douglas M. Fraser dirige las Fuerzas Armadas de EEUU en la Zona Sur, que incluye Latinoamérica, y dirige lo que tales fuerzas llaman “lucha antiterrorista” en aquel continente. Tales declaraciones las hizo el general Fraser en su intervención ante el Senado de Estados Unidos.

Con la falta de rigor que caracteriza el gran número de reportajes sobre América Latina en los medios de mayor difusión en España, se han escrito en estos medios muchísimos artículos acusando al gobierno Chávez de ayudar a ETA, con el objetivo de desacreditar a tal gobierno, sin ningún escrúpulo en la manera en que se intenta conseguir tal objetivo.

Otra noticia silenciada en los medios españoles.
La hostilidad hacia el Presidente Chávez contrasta con el silencio en dichos medios sobre las violaciones de los derechos humanos realizado por el gobierno Uribe en Colombia.

El informe sobre Derechos Humanos, publicado por el Departamento de Estado del gobierno federal de EEUU (equivalente al Ministerio de Asuntos Exteriores de nuestro país), ha denunciado la violación de los derechos humanos en Colombia, señalando la inmunidad y corrupción de dirigentes políticos en aquel país. En el informe se habla de asesinatos (incluyendo 39 sindicalistas en 2009), desapariciones, arrestos domiciliarios y colaboración entre las fuerzas armadas colombianas y grupos paramilitares relacionados con enormes violaciones de los derechos humanos. El informe también muestra la impunidad que ofrece el sistema judicial, atemorizado por la constante intervención y amenazas a las que está sometido por el ejecutivo y por las agencias de seguridad del estado. El informe habla también de la tortura sistemática que ocurre en las prisiones.

Este informe ha ido seguido por otro de las Naciones Unidas, en el que se considera a Colombia como uno de los países donde hay mayor violación de los derechos humanos. Tal informe de las Naciones Unidas, hecho público hace dos semanas, denunció la situación de los derechos humanos en Colombia, donde existe –según tal informe- un clima de terror entre sindicalistas, dirigentes indígenas, así como entre periodistas y juristas. El informe responsabilizó al Departamento de Seguridad del Estado (DAS) de Colombia de tales violaciones, señalando el apoyo del estado colombiano a la sistemática violación de los más mínimos estándares de respeto a los derechos humanos.

Esta situación está creando una resistencia por parte de algunos sectores del Congreso de EEUU a que el gobierno federal de este país renueve el Tratado de Libre Comercio entre EEUU y Colombia firmado en 2006, entre la Administración Bush y el gobierno Uribe de Colombia. La Administración Obama es probable que renueve este Tratado contribuyendo a la sensación de continuismo del gobierno Bush, que su Administración está dando con su política hacia América Latina.  

 

Vicenç Navarro es Catedrático de Políticas Públicas. Universidad Pompeu Fabra, y Profesor de Public Policy. The Johns Hopkins University

La selectividad de las noticias sobre América Latina, así como el sesgo conservador de gran mayoría de los medios de información y persuasión españoles, determina que la población española desconozca las siguientes noticias

El general del Ejército Estadounidense Douglas M. Fraser, máximo responsable en EEUU de la lucha “antiterrorista” en América Latina, ha indicado –según la agencia de noticias AFP (03.11.10)- que no hay evidencia de que el gobierno venezolano esté proveyendo ayuda a ETA o a FARC. El general Fraser indicó que “no hemos visto ninguna evidencia de que haya una conexión entre el gobierno venezolano y grupos terroristas… nosotros estamos analizando todas las actividades en la región, y no existe ninguna evidencia de conexión”. El general Fraser añadió que “somos conscientes de los rumores existentes sobre tal supuesta conexión, pero la evidencia no avala estos rumores”. El general Douglas M. Fraser dirige las Fuerzas Armadas de EEUU en la Zona Sur, que incluye Latinoamérica, y dirige lo que tales fuerzas llaman “lucha antiterrorista” en aquel continente. Tales declaraciones las hizo el general Fraser en su intervención ante el Senado de Estados Unidos.

Con la falta de rigor que caracteriza el gran número de reportajes sobre América Latina en los medios de mayor difusión en España, se han escrito en estos medios muchísimos artículos acusando al gobierno Chávez de ayudar a ETA, con el objetivo de desacreditar a tal gobierno, sin ningún escrúpulo en la manera en que se intenta conseguir tal objetivo.

Otra noticia silenciada en los medios españoles.
La hostilidad hacia el Presidente Chávez contrasta con el silencio en dichos medios sobre las violaciones de los derechos humanos realizado por el gobierno Uribe en Colombia.

El informe sobre Derechos Humanos, publicado por el Departamento de Estado del gobierno federal de EEUU (equivalente al Ministerio de Asuntos Exteriores de nuestro país), ha denunciado la violación de los derechos humanos en Colombia, señalando la inmunidad y corrupción de dirigentes políticos en aquel país. En el informe se habla de asesinatos (incluyendo 39 sindicalistas en 2009), desapariciones, arrestos domiciliarios y colaboración entre las fuerzas armadas colombianas y grupos paramilitares relacionados con enormes violaciones de los derechos humanos. El informe también muestra la impunidad que ofrece el sistema judicial, atemorizado por la constante intervención y amenazas a las que está sometido por el ejecutivo y por las agencias de seguridad del estado. El informe habla también de la tortura sistemática que ocurre en las prisiones.

Este informe ha ido seguido por otro de las Naciones Unidas, en el que se considera a Colombia como uno de los países donde hay mayor violación de los derechos humanos. Tal informe de las Naciones Unidas, hecho público hace dos semanas, denunció la situación de los derechos humanos en Colombia, donde existe –según tal informe- un clima de terror entre sindicalistas, dirigentes indígenas, así como entre periodistas y juristas. El informe responsabilizó al Departamento de Seguridad del Estado (DAS) de Colombia de tales violaciones, señalando el apoyo del estado colombiano a la sistemática violación de los más mínimos estándares de respeto a los derechos humanos.

Esta situación está creando una resistencia por parte de algunos sectores del Congreso de EEUU a que el gobierno federal de este país renueve el Tratado de Libre Comercio entre EEUU y Colombia firmado en 2006, entre la Administración Bush y el gobierno Uribe de Colombia. La Administración Obama es probable que renueve este Tratado contribuyendo a la sensación de continuismo del gobierno Bush, que su Administración está dando con su política hacia América Latina.  

 

Vicenç Navarro es Catedrático de Políticas Públicas. Universidad Pompeu Fabra, y Profesor de Public Policy. The Johns Hopkins University

El Plural.com

Top