El mejor ahorro en pensiones: morirse antes

“Hay que vincular las pensiones a la evolución de la esperanza de vida, e incluso ir más allá de los 67 años si es necesario.” -Pierre Beynet, economista de la OCDE-

Tanto insisten en los problemas que generará el envejecimiento de la población, tanto repiten eso de que el aumento en la esperanza de vida hace insostenible el actual sistema de pensiones, que yo ya me temo que cualquier día se le caliente la boca a algún experto, portavoz de organismo internacional o simple tertuliano neoliberal, y digan lo que tal vez piensan pero callan por vergüenza: que el mejor ahorro sería que nos muriésemos antes, que no viviésemos tantos años. Como decía El Roto, la mejor reforma sería hacer coincidir la edad de jubilación con la de fallecimiento.

No me extrañaría que hasta tuvieran hecho un estudio donde incluyesen la esperanza de vida como una magnitud económica más, susceptible de recortes para que cuadren las cuentas al final de la página, y hasta con propuestas para rebajarla. Suena crudo, lo sé, pero cada vez que oigo a los partidarios de las reformas parece que lamentan que vivamos tantos años.

Aparte de que esos argumentos demográficos son más que dudosos –como ha demostrado Vicenç Navarro-, y de que se podrían hacer otras reformas menos lesivas para los trabajadores, lo cierto es que los planes que los mercados, la OCDE, el FMI, Europa y el gobierno tienen para nosotros pueden acabar logrando eso: que vivamos menos años y así gastemos menos en pensiones.

Como la longevidad está muy ligada a la calidad de vida, y viven más años las clases altas que los obreros, no es descabellado pensar que viviremos menos si tenemos que trabajar más años y en peores condiciones, con menos derechos sociales, y si además nos queda una pensión de miseria.

Respecto a esto último, la aseguradora Axa calcula que las pensiones futuras se reducirán un 20% al ampliar el cómputo a 20 años y la edad de retiro a 67. Es cierto que una aseguradora que vende planes de pensiones no es inocente al asustarnos, pero es obvio que las pensiones pueden rebajarse incluso más: ayer el ministro de Trabajo proponía tomar toda la vida laboral para calcularlas.

Por supuesto, nadie reconocerá como objetivo económico que nos muramos antes. Pero van camino de conseguirlo.

Público.es

Top