La presidenta de Madrid, Esperanza Aguirre, privatiza el Canal de Isabel II y pone en la Bolsa el 49% porque cree necesario "recurrir a nuevas fórmulas de gestión y financiación", y acusa al Gobierno de la "peor crisis económica" de la democracia

Esperanza Aguirre, en la Asamblea de Madrid.

AEFE/J.L. Pino

Anuncia medidas "austeras" al tiempo que promete "no reducir el  gasto social"

La presidenta de Madrid, Esperanza Aguirre, se ha mostrado hoy "optimista" y "confiada" respecto a las condiciones de esta Comunidad para afrontar la crisis económica, y ha anunciado, de paso, la próxima salida a Bolsa del 49% de las acciones de una nueva sociedad que gestionará el Canal de Isabel II.

Aguirre ha explicado que el 100% del capital inicial de esta Sociedad Anónima será de la Comunidad, y que posteriormente todos los madrileños podrán comprar acciones hasta un máximo del 49%. Según ha dicho, el Canal invertirá en los próximos diez años 4.000 millones de euros, hecho que "exige" a la Comunidad "recurrir a nuevas fórmulas de gestión y financiación, teniendo en cuenta el escenario financiero de la región en estos momentos".

En su discurso de apertura del Debate sobre el Estado de la Región, la presidenta ha asegurado que la economía madrileña "resiste mejor que la mayoría los efectos" de la que ha calificado de "peor crisis económica" que afronta España en los últimos 30 años. Aguirre, que ha empleado dos horas en una intervención para la que no tenía límite de tiempo, ha responsabilizado directamente de la crisis al presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero, al que ha propuesto hasta ocho medidas para que "reaccione".

Ha señalado que la Comunidad de Madrid proyecta "medidas estrucurales" basadas en la austeridad y en reducir los gastos del Gobierno regional, porque "cuando los gobiernos son austeros, las sociedades son prósperas", destacando que va a "permitir que las empresas y ciudadanos que vengan a invertir a la Comunidad de Madrid elijan entre las diecisiete comunidades autónomas españolas el régimen administrativo que crean más favorable para sus intereses y actividades".

Pero "no reducirá el gasto social" 

La presidenta ha hecho hincapié en que su Gobierno "no reducirá el gasto social" a pesar de la crisis, como a su juicio está haciendo el de Rodríguez Zapatero, y ha apostado por "mejorar la calidad" del sistema educativo. Se ha comprometido a "aumentar la retribución de todos los directores de colegios e institutos públicos de la Comunidad" y ha anunciado un "plan ambiental" para dotar a colegios e institutos de "más arbolado en los patios y más zonas verdes".

Ha avanzado que destinará un presupuesto de 54 millones de euros para poner en marcha un Plan de Tecnologías en los centros educativos, que incluye un Plan de Pizarras Digitales para 240 centros educativos el próximo año, adelantando que en el próximo curso la Comunidad de Madrid convocará los Premios Extraordinarios de la ESO, para "recompensar el mérito" de los mejores alumnos, y que va a poner en marcha las primeras 2.500 becas para estudios de Bachillerato y Formación Profesional.

También ha confirmado que el gran centro de convenciones que proyecta crear, al que se ha referido como un "multiple resort", será el primero de Europa de sus características, y contribuirá a la creación de más de 50.000 puestos de trabajo.

Aguirre "esconde el proyecto de dos nuevos embalses", según Ecologistas en Acción

Por su parte, la ONG Ecologistas en Acción ha señalado hoy que la propuesta de la presidenta de la Comunidad de Madrid de crear una Sociedad Anónima para gestionar el Canal de Isabel II "esconde" el proyecto de construir dos nuevos embalses en la región.

En un comunicado, los ecologistas han defendido que la Comunidad de Madrid pretende construir un embalse en el Valle de Puebla de la Sierra, situado en la Sierra Norte, y otro en el termino municipal de Colmenar de Oreja. Para la asociación estos embalses son "innecesarios" y provocarían un "enorme impacto ambiental".

Además, consideran que su aportación a la red sería escasa porque están ubicados en valles donde el recurso hídrico es muy reducido, han dicho. Asimismo, los ecologistas creen que esta decisión es "inconstitucional" y supone una "clara provocación" al Gobierno Central, ya que, en su opinión, Aguirre "invade competencias que corresponden al Estado" porque las aguas de la Cuenca del Tajo discurren en diferentes comunidades autónomas.

Top